Estudio Alerta sobre la Presencia de Gluten en Probióticos

Un estudio alerta sobre la presencia de gluten en ciertos Probióticos.La enfermedad celiaca o la intolerancia al gluten pueden derivar en daño a las vellosidades intestinales, de forma que estas se atrofian y no pueden absorber los nutrimentos con normalidad dando como resultado síntomas de deficiencias nutricionales.

Estudio Alerta sobre la Presencia de Gluten en Probióticos

El gluten, es una proteína que se encuentra en ciertos granos, principalmente el trigo, pero también está presente en la cebada  y centeno, así como en muchos productos derivados o bien como aditivo en ciertos alimentos industrializados.

La exposición al gluten aún en pequeñas cantidades puede desencadenar una reacción inmunológica en aquellos que padecen de celaquía, provocando el daño a las vellosidades intestinales o bien, evitando la mejoría.

Contaminación cruzada

Aunque un alimento sea naturalmente libre de gluten, no siempre es garantía, pues los alimentos pueden contaminarse con gluten si se les manipula con los mismos instrumentos o en las mismas superficies donde se manipulan alimentos con gluten u otros productos que lo contengan.

Pese a que varios alimentos son etiquetados como libres de gluten y otros advierten su contenido, la gran mayoría de los productos no tienen este etiquetado, por lo que, muchas veces requerimos de una observación o una investigación extra para saber que un producto es seguro de consumir o no.

Probióticos y Celiquía

Los probióticos, son alimentos o suplementos que nos aportan microorganismos vivos que son beneficiosos al intestino a fin de promover el mejor estado y funcionamiento de nuestro intestino, así como nuestra digestión y salud en general.

El consumo de probióticos también se relaciona con un sistema inmunológico óptimo al mantener un adecuado equilibrio de la flora intestinal, favoreciendo el correcto balance bacteriano, previene posibles infecciones de bacterias patógenas.

Existen alimentos que son probióticos entre los que destacan los lácteos fermentados tales como el yogurt, y ciertos quesos, aunque también los vegetales y otros alimentos en conserva o fermentados son fuente de bacterias benéficas. Para que un alimento probiótico aporte sus beneficios, debe tratarse de un alimento con cultivo vivo.

Además de los alimentos, existen suplementos probióticos y con frecuencia se utilizan para mejorar la digestión. En celiaquía, los probióticos suelen ser recomendados para aliviar los síntomas gastrointestinales de la enfermedad.

Probióticos con gluten

Los beneficios de los probióticos han sido demostrados en el tratamiento de celiaquía, y esto ha generado tanto interés que, algunos productos libres de gluten que han incluido probióticos en su fórmula a fin de brindar beneficios extras para el consumidor celiaco.

No obstante, a pesar de sus beneficios, un estudio realizado recientemente en la Universidad de Columbia en Nueva York, nos alerta sobre las consideraciones que debemos tener al elegir probióticos, pues se ha investigado el contenido de gluten presente en estos suplementos.

La motivación de la Dra. Samantha Nazaret surge a raíz de la observación de incidencia de los síntomas de pacientes celiacos que se encontraban consumiendo algún suplemento probiótico.

En el estudio fueron probados 22 productos, de los cuales, 15 de ellos resultaron contener trazas de gluten, es decir, más del 50% de los suplementos probióticos contenían gluten, y 4 de estos excedían el límite de 20 partes por millón de gluten establecido por la FDA para ser considerado libre de gluten.

Lo preocupante, es que algunos de estos productos, específicamente dos de los que resultaron contener gluten, estaban etiquetados como libres del mismo.

¿Qué hacer?

Se estima que un 25% de los personas con celiaquía consumen algún suplemento, de hecho, no es poco común, pues con los síntomas de malabsorción de nutrimentos y los síntomas digestivos, a menudo recurrimos al empleo de suplementos para mejorar.

Sin embargo, expertos sugieren seguir algunas recomendaciones a la hora de elegir un suplemento.

  • Revisar la etiqueta en busca de sus ingredientes.
  • Revisar que el producto esté debidamente etiquetado.
  • Consultar al fabricante para asegurarnos que no contenga gluten
  • Evitar el uso de múltiples suplementos para reducir el riesgo de posibles ingestas excesivas de gluten.

Si a pesar de la dieta sin gluten y el uso de suplementos, los síntomas no mejoran, se recomienda considerar ingestas de gluten accidentales como podrían ser los suplementos, y sus pender su uso  para asegurarnos que no sean los causantes de los síntomas.

Cuidado con los suplementos

A diferencia de los medicamentos, los suplementos tienen una regulación menos estricta,  por ello muchas veces el etiquetado de dichos productos no es el más claro ni adecuado.

Todas las personas deberían consultar a expertos antes de incluir cualquier suplemento en su dieta, y esto, no es una excepción en personas con celiaquía.

Si bien, algunos suplementos a base de productos naturales, plantas y extractos pueden ser útiles para reducir los síntomas de celiaquía o bien para otras condiciones, no obstante, siempre debemos considerar que estos pueden contener trazas de gluten.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…
3 Comentarios
  1. 21 Diciembre, 2015

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR