Las 5 Deficiencias Nutrimentales más comunes en la enfermedad celíaca

  • Miriam Reyes

    Licenciada en Nutrición y Dietética. Reconocida especialista en celiaquía. Desde hace más de diez años trabaja como nutricionista y dietista, con especial enfoque en los sistemas [...]

  • Categorías: Ser Celíaco

Publicado: 11/12/2013 - Actualizado: 10/07/2020

Las personas que han sido diagnosticadas recientemente con celiaquía, a menudo, presentan deficiencias nutrimentales debido a la malabsorción característica de la enfermedad. Mientras que cualquier persona puede experimentar deficiencias asociadas a una mala alimentación, las más comunes asociadas a la celiaquía, son las siguientes:

  • Hierro
  • Calcio
  • Vitamina D
  • Zinc
  • Vitamina B12

Una vez que se elimina el gluten de la dieta y los intestinos comienza a sanar, estos nutrientes vuelven a ser absorbidos con normalidad. Conviene más incluir alimentos ricos en estos nutrimentos (y libres de gluten) que utilizar suplementos, ya que los nutrimentos que se ingieren de los alimentos se absorben con más eficiencia. Si la dieta por sí sola no puede cubrir las necesidades del organismo, es recomendable, optar por un suplemento. Conviene consultarlo con su médico.

1. Deficiencia de Hierro

Las proteínas animales (por ejemplo, carne de res, pollo, pescado) son las fuentes más ricas de hierro y son más biodisponibles, que las fuentes de hierro vegetal. Además, son considerados alimentos libres de gluten por lo que pueden ser incluís en la alimentación del celiaco.

Por otro lado, hoy en día, muchas empresas que ofrecen productos libres de gluten, como tartas o pasteles sin gluten para cuestan fortificándolos con hierro y otros nutrimentos, por lo que puedes optar por ellos cuando tengas la posibilidad.

Para mejorar la absorción de hierro, consume alimentos ricos en hierro con alimentos ricos en vitamina C.

2. Deficiencia de Calcio

La Intolerancia a la lactosa secundaria es común en los celíacos recién diagnosticados. Los quesos duros y productos lácteos cultivados (por ejemplo , yogur, kéfir ) son a menudo mejor tolerados que la leche común y los quesos blandos

Sin embargo, el calcio no sólo está en los lácteos, hay otros alimentos que son rica fuente de este mineral, incluyendo verduras de hoja verde, brócoli, almendras, frijoles negros, semilla de sésamo, entre otros.

Muchos medicamentos reducen la absorción del calcio, incluyendo los antiácidos, corticosteroides, hormonas tiroideas y ciertos antibióticos. Si tu médico te está prescribiendo estos medicamentos, hazles saber que tienes deficiencia de calcio.

3. La deficiencia vitamina D

La vitamina D es necesaria para la absorción de calcio, por lo que es importante consumir alimentos que la contengan.  Pero no sólo eso, además de ser necesaria para una buena salud ósea, la vitamina D, ayuda a regular la presión arterial, la actividad de la insulina, la función muscular, y es importante para el funcionamiento adecuado del sistema inmunológico

Hay muy pocas fuentes alimenticias de las cuales podemos mencionar, los huevos, champiñones, leche fortificada, y pesados grasos como el salmón y la caballa. Por otro lado, también podemos producirla al exponernos a la luz solar.

Se trata de una vitamina soluble en grasa, así que asegúrate de comer la cantidad adecuada de grasas saludables para el corazón para asegurar la absorción de este nutrimento.

4. La deficiencia de Zinc

Se trata de un mineral importante para el crecimiento y el desarrollo durante el embarazo, la infancia y la adolescencia.

Las mejores fuentes dietéticas incluyen los mariscos, carne, granos enteros sin gluten, frijoles, nueces y semillas. La biodisponibilidad es mejor con dietas que contienen carne. La suplementación puede ser más necesaria en dietas vegetarianas. También se puede comprar suplemento de Zinc.

5. Deficiencia de Vitamina B12

La última del intestino delgado absorbe la vitamina B12 también, y los pacientes con enfermedad celíaca sin tratar suelen tener deficiencias en esta vitamina, así como de folato.

Los alimentos vegetales son una fuente poco fiable de B12,  por  lo que se recomienda ingerir alimentos de origen animal que la contengan, como son las carnes, el huevo, lácteos y pescados como la sardina y el atún. También se puede recurrir una suplementación si la dieta del celiaco no incluye estos alimentos.

Referencias

  1. Vici, G., Belli, L., Biondi, M., & Polzonetti, V. (2016). Gluten free diet and nutrient deficiencies: A review. Clinical Nutrition (Edinburgh, Scotland), 35(6), 1236–1241.
  2. Theethira, T. G., Dennis, M., & Leffler, D. A. (2014). Nutritional consequences of celiac disease and the gluten-free diet. Expert Review of Gastroenterology & Hepatology, 8(2), 123–129.
  3. Caruso, R., Pallone, F., Stasi, E., Romeo, S., & Monteleone, G. (2013). Appropriate nutrient supplementation in celiac disease. Annals of Medicine, 45(8), 522–531.
  4. Sanseviero, M. T., Mazza, G. A., Pullano, M. N., Oliveiro, A. C., Altomare, F., Pedrelli, L., … Talarico, V. (2016). Iron deficiency anemia in newly diagnosed celiac disease in children. Minerva Pediatrica, 68(1), 1–4.
  5. Repo, M., Lindfors, K., Maki, M., Huhtala, H., Laurila, K., Lahdeaho, M.-L., … Kurppa, K. (2017). Anemia and Iron Deficiency in Children With Potential Celiac Disease. Journal of Pediatric Gastroenterology and Nutrition, 64(1), 56–62.
  6. Freeman, H. J. (2015, August). Iron deficiency anemia in celiac disease. World Journal of Gastroenterology. United States.
  7. Kupper, C. (2005). Dietary guidelines and implementation for celiac disease. Gastroenterology, 128(4 Suppl 1), S121-7.

Revisado por: Dra. Loredana Lunadei el 10/07/2020